Linares ha sido históricamente una comarca que ha vivido de la minería, que supuso siempre la principal fuente de riqueza. Los siglos de minería han dejado su impronta en la cultura y la sociedad local.

Los yacimientos mineros no son deslocalizables y por ello generan riqueza donde se encuentran. Son una oportunidad de futuro, deteniendo la despoblación y fijando población.